Como acabar con tu paciencia: peleas de hermanos

Tener hermanos para mi es una de las mejores cosas que puedes tener cuando eres pequeño.

Poder compartir el día a día y tener a alguien con quien jugar en casa me parece algo que no tiene precio.

Mi hermana y yo nos llevamos 17 meses así que yo no recuerdo mi vida sin ella y puedo decir sin dudar que es de las personas más importantes y que sin ella nada sería lo mismo.

Pero esto parece fácil decirlo ahora que ya somos las dos adultas y tenemos nuestras vidas cada una en su casa.

¿Pero cómo lo llevábamos de pequeñas?  Pues confieso que había momentos que parecíamos que nos íbamos a matar.

Antes de empezar el cole una amiga me comentaba las ganas que tenía de que sus peques volvieran al cole sobretodo porque no paraban de pelearse.

Ahora que vamos a tener otro estoy segura que en unos años es algo que también nos va a pasar a nosotros y vamos a tener que aprender a gestionar.

Tenemos que asumir que por poco que nos guste a los padres y por más que intentemos que no se de esta situación nuestros peques en algún momento van a tener algún conflicto.

¿Qué debemos hacer?

Sinceramente no tengo la gran solución para esto.

Yo no tengo ni idea de cómo lo voy a saber gestionar, mi experiencia es únicamente del lado de hija que se pelea con su hermana y entiendo que para mis padres era algo agotador.

Pero por mi vivencia personal como hija creo que lo mejor era que nos dejaran hacer siempre que no llegara la sangre al río.

Si se metían en medio de la discusión al final era peor porque acabábamos enfadadas entre nosotras y con nuestros padres ya que siempre nos parecía que estaban defendiendo a la otra.

Eso sí, cuando nos habíamos calmado mi padre nos sentaba en el sofá para hacernos una reflexión sobre lo que había pasado pero era más un monólogo que un diálogo.

Con los más pequeños intentar desviar la atención hacia otra cosa creo que es una buena opción. Es normal que cuando uno tiene una cosa el otro también lo quiera pero quizás si desviamos su atención podemos evitar el momento de conflicto.

También creo que el no buscar culpables es importante, no creo que ayude mucho y como decía cuando yo era pequeña eso sólo hacía que pareciera que los padres toman partido por uno de los dos y creo que debería estar prohibido pronunciar la frase “Tú eres el/la mayor” ( a no ser que se lleven muchos años del estilo que uno tenga 3 y el otro 16).

Sobretodo creo que el dialogo y que todos puedan hablar sobre lo que ha pasado es lo más importante e intentar aprender porque se ha llegado a esa situación.

A nosotros aún nos falta tiempo para encontrarnos en estas situaciones de peleas de hermanos pero vamos entrenando un poco con las peleas de primas que se adoran/pelean casi por igual.

Espero poder aprender un poco más sobre cómo gestionar estas situaciones para que nos sobrepasen.

¿Cómo lo llevas tú? ¿Tu casa hay días que parece una batalla campal?

Todos los consejos serán bienvenidos.

También te puede gustar...

5 comentarios

  1. Mi bichilla aún no tiene con quién reyertar, pero yo creo que es clave dejar que se arreglen por sí mismos, sin intervenir más que en casos de extrema necesidad. A veces, somos los adultos los que agravamos pequeños problemas que se hubieran resuelto fácilmente.

    • Totalmente de acuerdo, yo también pienso que a veces los adultos no facilitamos el tema y somos los que acabamos haciendo que una tontería pueda ir a más.
      Supongo que lo difícil es saber encontrar el punto en el que se debe intervenir antes de que vaya a más una simple discusión.

  2. uffff.tengo experiencia. Mi hermana y yo, 13 meses de diferencia. decir que estábamos siempre a tortas es quedarse corto. Nos pegábamos, literalmente. Bofetadas, puñetazos, mordiscos,patadas. Nos llevábamos fatal. En cambio jamás me pelee con mis hermanos mas pequeños (para que luego digan que cuanto mas seguidos mejor jaja). Mi madre hacia de todo..mediar,no mediar, castigarnos, tortazo a las dos.. Da igual, nos seguimos pegando hasta que fuimos adultas. Y yo creo que ya no nos pegamos solo porque vivimos en ciudades distintas jaja.
    Yo creo que es mejor dejar que lo arreglen solos, pero sin pasar de ellos del todo por si las cosas llegan a mas. No se, la verdad es que es complicado saber como actuar o que es lo mejor.

    • jaja lo de bofetadas me ha sonado un montón. Es gracioso porque los que tienen sólo niños se piensan que en las casas con niñas esto de las peleas brutas no pasa y se quedan alucinados cuando alguna vez explico que mi hermana y yo llegábamos muchas veces a las manos.
      En mi caso creo que fue el dejar de vivir juntas lo que ha hecho que las peleas se acaben y la verdad es que tengo muy buena relación con mi hermana ( vaya que estamos casi siempre juntas)

    • Si si,yo recuerdo una vez que nos estábamos pegando bofetadas, que mi madre nos encerró en un cuarto hasta que acabásemos jaja. Lo peor es que luego "la indignación" te duraba días y no os hablabais Los chicos para eso son distintos,pueden pegarse y al rato ya están de nuevo juntos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *