A refrescarse en Marineland

Esta semana os quiero hablar de mi experiencia en Marineland en Palafolls.

Con la llegada del calor y las vacaciones de los peques intentamos buscar actividades diferentes y que lo puedan pasar bien.

En mi caso el año pasado estuve veraneando en un pueblo del Maresme y uno de los días nos escapamos a pasar el día en Marineland.

Yo nunca había estado en un parque acuático, así que no tengo ni idea de cómo son otros parques de este tipo.

Marineland a diferencia de otros parques acuáticos aparte de tener toda la zona de piscinas tiene una zona de mini zoo con espectáculos de delfines, pájaros y de leones marinos.

marineland

Personalmente esto es lo que menos me gustó del parque y sinceramente me gustaría que lo quitasen ya que a pesar que a los niños les encanta ver los espectáculos de delfines o de leones marinos me parece que el espacio es muy pequeño y que deberían estar en libertad.

La parte que es piscinas y toboganes sí que nos encantó.

Si llegas pronto puedes intentar aparcar en los alrededores del parque pero si no tienes ganas de dar vueltas hay un parquin en el mismo parque.

Nuestra experiencia en Marineland

En nuestro caso íbamos con nuestra hija que tenía 4 años recién cumplidos y se lo pasó superbien.

De hecho creo que es un parque ideal para niños de hasta 7-8 años ya que hay unos espacios muy grandes de piscinas que no cubren y con muchos toboganes.

Así que mi hija pudo disfrutar jugando sin tener que hacer colas en ningún sitio.

Para los más mayores hay diferentes toboganes y atracciones muy chulas, pero supongo que como debe pasar en todos los parques acuáticos en pleno agosto estaba a tope de gente.

Si quieres hacer colas más rápidas tienes la opción de pagar un extra y coger un carril “rápido”, pero como muchos lo hacen al final acabas haciendo colas igualmente.

Además me dio la sensación que había muchos menos flotadores de los normales que de los de las colas rápidas.

Tienes una zona muy grande de césped donde puedes dejar las toallas, y si quieres puedes alquilar una hamaca para todo el día.

Hay cambiadores y taquillas donde puedes dejar las cosas de valor para poder disfrutar del parque sin preocuparte de que haya alguien vigilando las cosas.

Opciones para comer

Otra de las cosas que me parece muy acertada es que hay zonas de picnic donde puedes ir a comer.

Además puedes entrar y salir del parque con total libertad, así que puedes llevarte comida, dejarla en el coche para no ir cargando con ella y cuando lo necesites sales a por ella.

En el mismo parque tienen restaurantes y bar pero los precios son carísimos para lo que te dan, así que habiendo la posibilidad de entrar comida propia yo ni me lo pensaba.

Lo que debería mejorar

  • El precio, creo que es un poco caro pero si vas desde que abren a que cierran supongo que compensa. Si compras las entradas online también son más económicas. Lo único malo es que debes imprimirlas antes de ir y estando de vacaciones no todos tenemos impresoras.
  • Las colas en las atracciones para los más mayores.
  • Precios bebidas y comida: creo que más gente comería allí si los precios no fueran tan abusivos.
  • Oferta de piscinas sin colas para los más mayores

Lo que más nos gustó

  • Que hay un montón de piscinas y zonas de juego en las que no tienes que hacer cola para los más pequeños.
  • Que te dejen entrar y salir del parque sin problemas

La verdad es que mi primera experiencia en un parque acuático ha sido buena y nosotros volveremos este año.

Os dejo un vídeo para que os podáis hacer una idea:

¿Qué te parecen los parques  acuáticos? ¿Has estado en Marineland?

También te puede gustar...

Un comentario

  1. Al precio al que está la piscina municipal de este pueblo ¡todos los parques acuáticos me parecen baratos! Mi bichilla va ya camino de los 4 años y este no lo tenemos tan lejos ¡a ver si nos animamos a probar!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *